Como ya sabes, estamos especializados en la concesión de créditos rápidos. Suponen una buena alternativa tanto para poder solucionar de forma rápida un imprevisto económico, para darnos un capricho, o para lo que necesites (no necesitas darnos una explicación).

Hasta ahora, la única manera para poder ponerte en contacto con nosotros era a través del teléfono. Aunque sí que es verdad que siempre tienes a un asesor al otro lado del teléfono para ayudarte en todo lo que necesites, hemos decidido implementar la opción de hacer el trámite online, lo que acelerará todavía más la gestión.

Lo único que tendrás que hacer es rellenar el formulario que te aparecerá en la pantalla; una vez que tengamos los datos, nuestros asesores no tardarán en ponerse en contacto continuo, para poder empezar el trámite.

¿Por qué deberías apostar por nuestros préstamos rápidos?

¿Todavía no sabes porque deberías confiar en nuestros préstamos rápidos? Sigue leyendo para descubrir algunas de nuestras principales máximas.

¡No nos des explicaciones!: A diferencia de los bancos, a nosotros no nos interesa el motivo por el que quieres el préstamo, mientras tengas las solvencia necesaria para poder hacer frente a la deuda, para nosotros es más que suficiente. Haz un viaje, paga una deuda, date un capricho…. ¡Nosotros no tenemos por qué saberlo!

Pocos requisitos: Nunca recibir un crédito había sido más fácil. Olvídate de estar semanas reuniendo todos los papeles que te piden los bancos. Nosotros tan solo te pediremos tu DNI, un documento que acredite una fuente de ingresos regular, así como el número de la entidad bancaria, para que podamos hacer el ingreso si el proceso se resuelve positivamente en tu favor. En el caso de que nos haga falta algún documento adicional, nos pondremos en contacto contigo para pedírtelo.

Agilidad: No tendría sentido este servicio de préstamos rápidos si realmente no fueran rápidos ¿verdad? Te aseguremos que estudiaremos tu gestión desde el mismo momento en el que nos proporciones toda la información requerida. No vas a tener que esperar semanas hasta recibir una respuesta.

Además, si finalmente te concedemos el préstamo, lo podrás tener ingresado en la cuenta que nos has proporcionado en un plazo de entre 24-48 horas aproximadamente (dependerá de lo que tarde el banco).

Registros de morosos: Las bases de datos de morosos pueden ponerte muchas restricciones a la hora de pedir un determinado crédito. Podemos estar metidos en estas BDs, por ejemplo, por una deuda inferior a los 30€, que haya sido fruto de un desacuerdo con una empresa que nos ha cobrado de más. Con esto te queremos decir que muchas veces este registro es algo absurdo.

Por ello, nosotros no le daremos valor. Siempre y cuando cumplas con los requisitos que te hemos pedidos, no deberías tener ningún problema para recibir el dinero.

Asesoramiento especializado: A pesar de que lo haces todo a distancia, en ningún momento va a estar solo. Si tienes dudas, desde Aid & Credit podemos ayudarte con lo que necesites.

¡Pide tu préstamo ya, y recíbelo en un tiempo récord!