Conseguir una casa propia hoy en día es mucho más complicado que hace algunos años. La principal razón de ello es que la financiación que ofrecen los bancos entraña toda una serie de requisitos que no son nada fáciles de lograr; y no solo eso, sino que también tienen asociados productos bancarios y servicios que debemos de contratar si queremos acceder a la hipoteca en cuestión.

Ante este panorama de caos aparecen en el mercado las hipotecas privadas. Estamos hablando de un tipo de concesión económica que tiene asociadas unas condiciones mucho más fáciles de cumplir que con una hipoteca tradicional, además de que se suelen tramitar en mucho menos tiempo.

¿Qué es exactamente una hipoteca de capital privado?

Son hipotecas que se formalizan entre particulares o bien entre un particular y una entidad diferente a un banco. Este tipo de financiación también puede ser solicitada por autónomos, por empresas, por profesionales varios, con la finalidad de adquirir un inmueble, un chalet, una vivienda, un apartamento, etc.

¿Quiénes pueden optar a una hipoteca de capital privado?

Cómo no hay que cumplir muchos requisitos, son la opción perfecta para la gran mayoría de los ciudadanos.

Estos son algunos de los motivos para solicitar una hipoteca de capital privado, en lugar de ir al banco:

  • Estar en algún registro de morosos (cómo el ASNEF): Si el banco descubre que estas en estos registros, lo más probable es que te deniegue la hipoteca. Estos registros son algo absurdos en ciertas ocasiones; por ejemplo, hemos podido tener un desacuerdo con la compañía de teléfono, y es posible que nos hayan metido por una deuda de tan solo 20€. Existen compañías especializadas en la concesión de créditos rápidos, como nosotros, quienes no consideramos este criterio como determinante.
  • Haber agotado otras fuentes: Además del hecho de estar en un registro de morosos, son muchas las razones por las cuáles se nos puede denegar una hipoteca en un banco. Si este es nuestro caso, puedes echar un vistazo a este tipo de empresa, a sabiendas de que tendrás más suerte.

¿Qué requisitos te vamos a solicitar para que puedas acceder a nuestras hipotecas de capital privado?

Identificación: Necesitamos poder acreditar tu identidad, por lo que tan solo necesitaremos tu DNI. En el caso de que tengas pasaporte, o documentación equivalente, ponte en contacto con nosotros para que determinemos si es necesario.

Documento acreditativo de recepción de ingresos: También nos hará falta comprobar si cuentas con una fuente regular de ingresos, para determinar si vas a poder hacer frente al pago de la deuda.

Cuenta bancaria: Nos hará falta también tu número de cuenta bancaria para poder hacer el ingreso correspondiente.

Desde Aid & Credit te lo ponemos fácil: tanto como si quieres pedir una hipoteca de capital privado, como si bien necesitas un balón de oxígeno para llegar a fin de mes, para cubrir una deuda que ha llegado sin avisar, podemos echarte una mano con tu problema.