Una de las máximas de nuestros servicios es la facilidad para poder tramitar cualquier crédito rápido. No queremos hacerte perder el tiempo; en poco tiempo seremos capaces de decirte si te lo vamos a conceder o no. Si has acudido al banco a pedir un crédito, te habrás dado cuenta de que es posible que te tengan a la espera durante semanas, que tengas que estar a la espera de la decisión de la gestoría y que al final, después de tanto esperar, te lo denieguen.

Desde nuestra empresa sabemos que si quieres un préstamo personal rápido es porque lo necesitas, por lo que te damos todas las facilidades para que lo tengas cuanto antes.

Requisitos que te vamos a pedir

Olvídate de esos largos listados de criterios que vas a tener que cumplir con los bancos, o de estar consiguiendo documentos absurdos y casi imposibles de obtener.

Nosotros tan solo te vamos a pedir un par de requisitos:

  • Identificación: Necesitamos saber quién eres y, para ello, nos hace falta tu documento nacional de identificación o equivalente. Si no tienes el DNI, nuestro grupo de asesores se encargará de escuchar tu situación particular para determinar de qué manera te podemos ayudar.
  • Fuente de ingresos regulares: El banco no solo te va a pedir un contrato laboral, sino también una cierta antigüedad, así como unos mínimos de salario. A nosotros tan solo nos importa que tengas una fuente regular de ingresos; nos da igual que seas autónomo, que tengas una empresa, que seas un autónomo que está en el paro. Todos tienen la posibilidad recibir un préstamo de Aid & Credit.
  • Edad: La filosofía del banco es tan solo concederte un préstamo rápido en el caso de que tengas una edad comprendida entre 20-70 años; es decir que si te excedes de esa edad, o no llegas, lo más habitual es que te lo denieguen. Nosotros pensamos que esto no debería de ser así, por lo que rompemos completamente con lo establecido. Siempre y cuando cuentes con los criterios anteriores, la edad no debe ser un problema.
  • Registro de morosos: Y ya no te hablamos de que te va a decir el banco si estás en un registro de morosos. Si apareces en estas bases de datos, lo más probable es que se te deniegue el crédito desde el primer momento. A nosotros no nos importa que estés en el ASNEF o en otro registro, evaluaremos tu situación personal, prestando atención a los criterios anteriores.

Además de todo lo anterior, debes saber que a nosotros no nos tienes que dar justificaciones de para lo que vayas a usar el dinero, podrás pedir exactamente lo que necesites (no tendrás que ajustarte, evitando quedarte corto/a) y te damos muchas facilidades para poder devolver el préstamo cuando realmente lo puedas hacer.

Desde nuestro teléfono de atención al cliente podremos matizar todavía más esta información, para que no se te quede ninguna duda.